Publicidad

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

La Auditoría advierte deficiencias en el programa de estancias infantiles

El último informe del órgano señala que no hay certeza de que todos los menores que lo piden reciban el servicio, así como de que todos estos centros tengan instalaciones seguras.
Estancias
¿Y los niños? Diversas voces han advertido de las afectaciones que puede tener el recorte presupuestal al programa.

CIUDAD DE MÉXICO (ADNPolítico).- La Auditoría Superior de la Federación (ASF) reportó, en su informe sobre la Cuenta Pública de 2017, algunas anomalías en el programa de estancias infantiles que coinciden con las críticas que ha hecho el gobierno de Andrés Manuel López Obrador, quien ya ha anunciado cambios como reducir el presupuesto que llega a estos centros para dar apoyos directos a los padres de familia.

Entre los principales hallazgos reportados solo en 2017 está que el programa impulsado en el sexenio de Felipe Calderón (2006-2012) carece de indicadores y metas para lograr el desarrollo integral de los niños, así como que no hay información suficiente para poder afirmar que cumple con los objetivos previstos.

La ASF señaló que en 2017 el ISSSTE, el IMSS y la Sedesol cumplieron con el objetivo de atender a 327,854 infantes de madres, padres y tutores sin acceso a seguridad social. El gasto promedio anual por niño atendido en las 9,399 estancias infantiles registradas en la Sedesol, dependencia a cargo del programa, fue de 11,500 pesos, lo que significa 958 pesos mensuales.

Recomendamos: Estancias y niños 'fantasma', entre las fallas de las estancias, según el gobierno

No obstante, el órgano fiscalizador federal destacó que:

  • La implementación de la política de guarderías y estancias infantiles presentó deficiencias, toda vez que no se dio acceso a la totalidad de los infantes para los cuales se solicitó el servicio.
  • No se tiene la certeza de que los servicios ofrecidos en todos los centros de atención infantil cumplieron con los requisitos de seguridad y calidad establecidos.
  • No es posible asegurar que todo el personal responsable de la atención y el cuidado de los niños esté capacitado.
  • No se logró verificar si los infantes adquirieron los conocimientos, las habilidades, las destrezas y las aptitudes necesarias para su desarrollo integral.
Publicidad

En su informe, la ASF también señaló que la Sedesol no acreditó:

  • Que las estancias cumplieran con los criterios y requisitos de seguridad establecidos en las reglas de operación.
  • El cumplimiento de los criterios y los requisitos de calidad establecidos en las reglas de operación del programa para ser afiliadas.
  • La capacitación de los responsables de las estancias en materias como protección civil.

Te puede interesar: ¿Corrupción en estancias infantiles? Esto detectó la ASF en 2016

En esta auditoría no se analizaron los montos ni las transferencias, sino solamente el desempeño del programa. En 2016, la ASF detectó anomalías por 69.4 millones de pesos, el 1.8% de los recursos asignados, por discrepancias entre beneficiarios y gastos otorgados, recursos sin comprobar, así como falta de evidencia de que se hayan realizado depósitos a beneficiarias del programa.

Durante las últimas semanas, el presidente López Obrador y su equipo han insistido en que hay corrupción en el programa, lo que justifica un cambio y que los recursos ahora sean asignados directamente a las familias. Sin embargo, quienes apoyaron el programa, expertos y algunas organizaciones de padres creen que estos señalamientos no tienen fundamento y que ahora se afectará a miles de familias.

¿QUIERES MÁS NOTICIAS COMO ESTA?
Mantente informado del acontecer político en México y el mundo

Publicidad
Publicidad